TESOROS DE BUENOS AIRES | MONUMENTO AL TAXISTA | #177 AGO2013
Símbolos de Buenos Aires

La obra realizada por el artista argentino Fernando Pugliese fue donada por el Sindicato de Peones de Taxis a la Ciudad. Desde noviembre de 2012, el Monumento al taxista se erige en Puerto Madero a modo de homenaje a los trabajadores de ese rubro.

"Y en mitad de este fragor que toda la ciudad, me hierve alrededor, yo en mi propio corazón recorro otra ciudad llamada soledad. En qué esquina encontraré los sueños que perdí o acaso que maté. Taxi libre, y ya lo ve, yo estoy en la ciudad tan solo o más que usted”, terminaba el tango Taxi mío, interpretado por la orquesta de Ángel “Pocho” Gatti, cada martes a la noche hace 41 años.
Es que en “Rolando Rivas, taxista”, la novela que cautivó a los argentinos con la historia de un trabajador de ese rubro que un día se cruzó y enamoró a una hermosa millonaria adolescente, Rolando Rivas –Claudio García Satur- se subía a su Siam Di Tella 1500 centímetros cúbicos modelo 1960 para recorrer las calles de Buenos Aires como un reflejo en blanco y negro de la realidad social y política de aquel momento y encarnar los vaivenes de la vida de ese oficio tan clásico como mítico de la identidad porteña que es manejar un taxi.
Es por ese pasado tan tradicional que comenzó en Buenos Aires allá por el siglo XIX, cuando en 1860 se creó la primera ley de patentes para los carruajes de alquiler, pero también por un presente con una flota de 38.600 coches y 70 mil personas que los conducen, que un taxista calvo y de bigotes que apoya su codo sobre un Siam Di Tella igual al de la exitosa novela de los 70´ se erige en una escultura en Puerto Madero como el Monumento al Taxista desde noviembre de 2012.
La estructura, instalada en la plazoleta de la avenida de los Italianos y Macacha Güemes, fue donada por el Sindicato de Peones de Taxis a la Ciudad de Buenos Aires y realizada por el artista argentino Fernando Pugliese con un polímero que simula bronce. La iniciativa de construir una producción artística que represente y sirva de homenaje a los trabajadores de la actividad nació en el seno del sindicato, y fue instrumentada mediante un proyecto de ley aprobado por unanimidad en la Legislatura porteña en agosto de 2012. Además, en el proyecto que permitió el emplazamiento del monumento se explica el origen del término “tachero”: proviene del francés Maurice Tachon’s, el primer fabricante de los relojes de taxímetro que llevaban impreso su nombre.
La construcción de la obra tomó entre cuatro y cinco meses, y fue realizada con un material sintético que se utiliza en la industria naval debido a su durabilidad y resistencia al clima, y al que puede darse un acabado similar al bronce. “Elegimos que el auto sea un Siam Di Tella porque fue el modelo de auto que marcó a los taxis porteños, y decidimos darle al tachero una impronta de canchero bien porteña, porque el taxista es eso, y es un poco filósofo y un poco psicólogo del pasajero también”, explicó Pugliese, realizador de llamativos proyectos, como “La vaca más grande del mundo”, emplazada en la ruta 2. ©



LUGAR
Puerto Madero,
CABA
.....................................................
DIRECCIÓN
Av de los Italianos y M. Güemes
.....................................................
AÑO DE INSTALACIÓN
Noviembre 2012
.....................................................
COSTO DE LA VISITA
Gratuita