ARQUITECTURA INTERNACIONAL | ISLAS LILYPAD | #190 SEP 2014
El arca del mañana

Ante el inminente cambio climático, el arquitecto belga Vincent Callebaut desarrolló una isla ecológica autosustentable con el objetivo de alojar a los "migrantes ambientales". El proyecto con capacidad para 500 mil personas podría comenzar a construirse en 2100.

l calentamiento global es un hecho. Según el Grupo Intergubernamental sobre la Evolución del Clima de Naciones Unidas, el nivel de los océanos podría subir de 20 a 90 centímetros en lo que resta del siglo debido al deshielo de los glaciares. Los científicos consideran que un aumento de temperaturas de un grado centígrado significará una subida del nivel del mar de un metro.
Ante este panorama, el arquitecto belga Vincent Callebaut desarrolló un prototipo de isla ecológica para los refugiados climáticos del futuro: Lilypad. También llamado Ecópolis flotante, este proyecto se basa en la idea holandesa de las casas flotantes.
Lilypad es un arca circular de 500 mil metros cuadrados que permitirá contrarrestar la pérdida de terreno en los contenientes. Este proyecto autosustentable tiene por fin servir como alternativa viable ante una posible migración ocasionada por el cambio climático.
Callebaut manifestó que uno de los grandes desafíos de este siglo será crear nuevas alternativas para alojar a los "migrantes ambientales" que se ven y verán afectados por estas variaciones.
La estructura del Lilypad está pensada para flotar y navegar en las aguas del planeta impulsada por los vientos y las corrientes marinas, sin importar cuánto aumente el nivel del mar.
Su forma está inspirada en el nenúfar gigante del Amazonas, también conocido como Victoria amazónica. Este tipo de lirio de agua es el más grande del mundo y se caracteriza por sus grandes hojas circulares de hasta 1 metro de diámetro que pueden soportar hasta 40 kilogramos de peso.
Con capacidad para 50 mil personas, la parte central, que estará sumergida bajo el agua, permitirá que cada familia cuente con su espacio propio. El exterior estará conformado por tres montañas con funciones específicas: trabajo, comercio y entretenimiento. También contará con tres puertos destinados al comercio.
Tendrá un lago central y otro por cada montaña. Además, la Ecópolis poseerá un sistema de recolección de agua de lluvia.
Al integrar todas las fuentes de energía renovables -solar, térmica, eólica, hidráulica-, Lilypad logrará un balance energético positivo con cero emisiones de carbono. Asimismo, su estructura, al estar hecha con fibras de poliéster cubiertas por una capa de dióxido de titanio, podrá absorber la contaminación atmosférica.
La ciudad no sólo se autoabastecerá de agua y energía, sino que estará cubierta de jardines y huertos para producir sus propios cultivos. La isla será un soporte para el desarrollo de la flora y fauna.
En síntesis, Lilypad permitirá enfrentar los grandes desafíos lanzados por la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE) en marzo de 2008: clima, biodiversidad y agua.
El proyecto podría comenzar a tomar forma en 2100, aunque todavía espera el visto bueno de varios inversionistas. ©



TXT: Grupo Editorial Metro

MAS FOTOS