DIARIO DE VIAJE | VIENA | #216 NOV 2016

La ciudad de la múscia

Dueña de un encanto que combina lo tradicional imperial y la vida moderna, palacios de ensueño y música exquisita, la capital de Austria, Viena, cautiva al viajero con su encanto.

Conocida internacionalmente como la "Ciudad de la música", Viena combina tradición imperial y creatividad actual. Con una población de más de 1.600.000 habitantes, la capital de Austria se alza a orillas del río Danubio, en el valle de los Bosques de Viena, al pie de las primeras estribaciones de los Alpes. El viajero llega a la ciudad en la que compositores como Strauss, Mozart, Beethoven y Haydn dejaron su huella.
La capital de Austria le brinda al viajero la posibilidad de conocer deslumbrantes museos y colecciones internacionales, como el Museo de Bellas Artes, que alberga la mayor colección del mundo de cuadros de Bruegel, el Barrio de los Museos, el Museo Leopold Museum, que posee una gran colección de obras de Schiele, el Museo de Arte Moderno, el Centro de Arquitectura de Viena y la Albertina, que reúne la mayor colección gráfica del mundo -60 mil dibujos y un millón de obras gráficas-.
La convivencia entre lo tradicional, como los cafés y Heuriger – nombre que se le da a muchos locales de Austria en los que se sirve vino-, y lo último en restaurantes, tiendas y eventos internacionales surte un efecto cautivador en el viajero. Sea en el histórico centro urbano, en las explotaciones vinícolas o al otro lado del Danubio, Viena le presenta numerosos puntos de interés arquitectónico, pues en la ciudad conviven  construcciones contemporáneas e históricas.
Por la mañana, el viajero realiza una visita panorámica de la ciudad, que le permite apreciar la excelente coexistencia entre la naturaleza y la arquitectura. El recorrido los conduce por la avenida "Ringstrasse", que rodea el centro de Viena  y acoge gran parte de las obras arquitectónicas más significativas de la ciudad, como el Palacio Real Hofburg, el Ayuntamiento, la Bolsa, el Parlamento, el Burgtheater, la Iglesia Votiva, la Universidad, el Museo de Historia del Arte, el Museo de Historia Natural y el monumento a la Ópera, entre otros. En el centro histórico de Viena el viajero es testigo de cómo las construcciones históricas se fusionan con la arquitectura contemporánea para crear un impresionante paisaje urbano. Frente a la Catedral de San Esteban, un edificio de la Edad Media y de estilo gótico, se alza el moderno edificio Haas Haus, confeccionado en gran parte a partir de cristal y acero. Asimismo, delante del Palacio Imperial de Hofburg, el centro del Imperio austrohúngaro, se ubica la Looshaus, símbolo de la época moderna de Viena.
Al mediodía, el viajero contempla el famoso reloj Anker, ubicado en la plaza más antigua de Viena, la Hoher Markt, sobre un pequeño puente que une dos grandes edificios. Su nombre proviene de la empresa constructora "Anker Insurance Company". Diseñado por Franz Matsch, el reloj de cobre y bronce señalada cada hora con un personaje histórico, como el emperador Marco Aurelio, el duque Rodolfo IV o Haydn, los cuales desfilan juntos al son de la música de órgano cuando dan las doce.
La herencia del Imperio de los Habsburgo son los numerosos edificios imperiales, entre ellos dos imponentes palacios: el Palacio de Schönbrunn, con una glorieta vienesa, que funcionaba como la residencia de verano de los emperadores y en cuyo colorido jardín descansaba la emperatriz Sisí; y el Palacio Belvedere, que consta de dos partes y alberga la Galería Austríaca y el Museo del Barroco.
Después de recorrer el palacio y sus preciosos jardines, el viajero se dirige al conocido mercado Naschmarkt, el sitio ideal para hacer una pausa. De vuelta al centro de la ciudad, visita la Cripta Imperial, situada bajo la Iglesia de los Capuchinos, donde se encuentran los monumentales féretros en los que descansan los restos de los miembros de la realeza austríaca.
Al día siguiente, el viajero visita el Palacio Hofburg, el cual fue lugar de residencia de la familia Habsburgo durante más de 600 años, y luego se adentra en la Biblioteca Nacional Austriaca, una de las bibliotecas históricas más bonitas del mundo. Más tarde,  cruza el parque Burggarten para llegar hasta la Ópera de Viena. En la actualidad, la Orquesta Filarmónica de Viena es considerada una de las mejores del mundo, al igual que la Ópera del Estado y el Coro de los Niños Cantores de Viena, los "Wiener Sängerknaben". La Orquesta Mozart no sólo lo invita a disfrutar de un concierto inigualable, sino también de un despliegue de vestuarios y pelucas, fieles reproducciones de los atuendos en que se solían utilizar en el pasado.
Para apreciar la belleza del Valle del Danubio, el viajero atraviesa un romántico escenario cargado de historias y leyendas. El recorrido comienza con un corto paseo por Dürnstein, el pueblo medieval famoso por su castillo donde estuvo prisionero el rey Ricardo Corazón de León. Bodegas de vino, edificios medievales y patios hermosos se suceden en las estrechas calles del pueblo, cuyos atractivos principales son el Monasterio Agustino, el Ayuntamiento y la fortaleza de Dürnstein.
Un relajante crucero  le enseña bellos paisajes de bosques y viñedos para finalizar en la abadía benedictina de Melk, perla del barroco austriaco, ubicada a orillas del Danubio. Ya de regreso, el viajero aprecia la parte occidental de los famosos Bosques de Viena y se despide de la encantadora ciudad. ©

 




TXT: Grupo Editorial Metro FOTOS :María Lucía Trezza

Schönbrunn

Con su afamado zoológico, el Palacio de Schönbrunn es uno de los máximos atractivos de Viena. Antiguo pabellón de caza, fue transformado a lo largo del siglo XVII en palacio y hoy presenta un aspecto rococó. Los jardines imperiales que lo rodean abarcan 120 hectáreas y constituyen una de las expresiones artísticas e histórico-culturales más importantes del barroco en Europa.
A través de una visita a los lujosos aposentos del palacio, el viajero aprecia cómo era la vida cotidiana de los gobernantes. Además del histórico zoológico de Schönbrunn, otra de sus grandes atractivos es el laberinto, reconstruido en base al modelo histórico del 1698.

MAS FOTOS