DATA | HOMENAJES | #237 AGO 2018

Escalera al cielo

La AMIA inauguró un mural del artista Martín Ron, para recordar a las víctimas y continuar ejercitando la memoria colectiva y el reclamo de Justicia.

El 18 de julio de 1994 a las 9.53 una bomba explotó en el edificio de la AMIA, provocando la muerte de 85 personas y dejando otras 300 heridas. El pasado viernes 29 de junio, a esa misma hora y en el mismo lugar, se descubrió "El Muro de la Memoria", una obra para recordar a las víctimas y continuar ejercitando la memoria colectiva y el reclamo de Justicia.
Aquella fatídica mañana, el edificio original construido en 1945, se desplomó íntegro. Cinco años después de la explosión, en 1999, en el pozo y sobre sus ruinas fue construido el actual. Sobre una de las medianeras permanecieron intactas dos columnas de la estructura del viejo edificio.
Con estas dos columnas como eje, el muralista Martín Ron ideó un diseño en el que estas dos columnas se transformaron en escaleras: "Logramos resignificarlas. La escalera conecta. Está apoyada en la tierra, rodeada de un reclamo colectivo -de las familias, las víctimas y la sociedad- y se dirige hacia arriba, hacia el cielo. Creo que pudimos plasmar la idea de recordar como un ejercicio necesario", explicó Ron.
"Las columnas sobre las que se creó el mural son la única memoria arquitectónica que se conserva del viejo edificio. Si bien la obra de Ron puede tener diferentes interpretaciones, una de ellas es que esas columnas, que resistieron el peor ataque terrorista que sufrió el país, sostienen el reclamo de Justicia", opinó Elio Kapszuk, director del Espacio de Arte AMIA.
Martín Ron es un artista correspondiente al movimiento del arte urbano y reconocido como uno de los diez mejores muralistas del mundo, co-fundador del programa "Embellecimiento Urbano". Ha pintado murales en ciudades como Londres, Tallin, Penang (Malasya), Brístol, Miami, Tenerife,Bremen y Glauchau. ©







TXT:
Grupo Editorial Metro . FOTOS: AMIA