ARQUITECTURA INTERNACIONAL | TROPICALIA | #234 MAY 2018

Domo natural

Coldefy & Associates reveló su diseño para el invernadero tropical más grande del mundo, que estará cubierto por un domo gigante.  La ejecución de la obra comenzará recién en 2019 y estiman que podría inaugurarse en 2021.

El invernadero tropical más grande del mundo abarcará más de 20.000 metros cuadrados y estará ubicado en Pas de Calais, Francia. Diseñado por Coldefy & Associates, el domo contendrá un bosque tropical, una playa de tortugas, una piscina de peces amazónicos y un sendero de un kilómetro. A pesar de contener en su esquema la cubierta del domo, este ambicioso proyecto tiene como principal objetivo ofrecer un "refugio armonioso" para que los visitantes puedan sumergirse en la naturaleza tropical.
El diseñador del proyecto, Cédric Guérin, explicó que, una vez dentro del invernadero, "el visitante tendrá un cambio de escenario que no verá en ninguna otra parte, ya que podrá caminar entre mariposas, pasar por debajo de cascadas y tocar peces".
El domo tendrá una doble cúpula de 60 metros por 4 metros de una tecnología de plástico ETFE, lo que formará una cubierta presurizada y permitirá el paso de la luz solar. Al mismo tiempo, controlará las condiciones térmicas del ecosistema. Desde el exterior, la estructura se fusionará con el paisaje al estar parcialmente asentada en el suelo para luego elevarse, como una suave colina camuflado en el paisaje natural.
El esquema planteado por Coldefy & Associate, que contó con la colaboración de la empresa de energía Dalkia, demandará una inversión de 62 millones de dólares. Para crear un entorno estable de 26° Celsius en el interior, los arquitectos adoptaron una combinación de acero estructural y tecnología de plástico ETFE, cuyo rasgo distintivo es su alta  temperatura de fusión y su gran resistencia química y eléctrica. A estas cualidades se suma su gran estabilidad frente a los cambios de temperatura, lo que le confiere una durabilidad extraordinaria.
La idea de este doble aislamiento del domo protegerá el ecosistema en verano y mantendrá su temperatura en invierno. Además, una tercera capa de ETFE se ubicará debajo de la estructura para acumular el calor generado por el efecto invernadero y explotarlo en energía térmica. De este modo, el esquema de autosuficiencia energética permitirá redistribuir la energía a los edificios circundantes. El director Técnico de Grandes Proyectos de Dalkia, Denis Bobillier, señaló que "el exceso de calor puede usarse directamente, almacenarse o redistribuirse a nuestros vecinos como parte de una red de calefacción privada o una red inteligente".
Con el ambicioso objetivo de albergar 500 mil visitantes por año, Tropicalia contendrá un auditorio, bar/restaurante, alojamiento y un área científica destinada a colaboraciones nacionales e internacionales.
En este oasis para la flora y la fauna tropical el visitante será guiado a lo largo de un kilómetro, chocando de frente con una cascada de 25 metros de alto, una piscina táctil de 25 metros de largo poblada de peces koi y una alberca olímpica con peces amazónicos, donde algunos ejemplares exóticos llegarán a tener 3 metros de longitud. El visitante podrá apreciar esta fauna marina a través de una superficie de vidrio tipo acuario. Además, habrá un área de 800 metros cuadrados reservada para orquídeas, plantas de café, cacao, mangos y plátanos, donde el turista podrá tomar contacto con la naturaleza. ©



TXT: Grupo Editorial Metro I FOTOS: WEB



MAS FOTOS