INFORME | PLASTICO | #246

Mar de plástico

Miles de campañas se lanzaron bajo el marco "plástico o planeta".
Un concepto que se hace fuerte no sólo entre quienes defienden el medio ambiente
de la contaminación sino también de cualquier persona que habita el planeta.

El plástico ha cambiado las vidas de todos, de eso no hay dudas. Lo que hace unos años era el máximo exponente del desarrollo, en la actualidad se convirtió en una pesadilla para el medio ambiente y los animales, inclusive para el ser humano.
Se calcula que en todo el planeta unos 5.700 millones de toneladas de residuos plásticos no pasan por una planta de reciclaje. De hecho, cada año van a parar al mar unos 8 millones de toneladas de estos desperdicios.
Las personas se han concientizado del error que se cometió con respecto al uso y reciclaje de los plásticos. A través de distintos canales, la sociedad atraviesa un proceso de responsabilizarse y hacer responsables a las autoridades del estado del planeta. Según los últimos datos, en 2050 habrá más plástico que peces en el mar.
Diferentes campañas fueron realizadas en los últimos años por marcas, agencias, empresas y productoras para concientizar a nivel mundial de la contaminación que se genera a diario y cómo hacer para poder frenarla. Existen, en la actualidad, cortometrajes, películas, informes y productos, que buscan llegar al público y dejar un mensaje para repensar el gran daño que causan los residuos en el medio ambiente.

Concientización desde el cine

La producción animada de Disney de 2008, Wall-E, fue un proyecto dirigido a un público más bien joven o infantil que encaró un mensaje radical y devastador para el planeta tierra. El largometraje cuenta la historia de un robot que ignora por amor las tareas para las que fue programado. Sin embargo, el mensaje de fondo es menos romántico: la humanidad se ha visto obligada a abandonar la Tierra por que el nivel de desechos y basura se había vuelto insostenible. Wall-E formaba parte de un batallón de limpieza cuya tarea era despejar a la Tierra de basura para que la humanidad pudiera regresar a ella. A pesar de que el mensaje final de la película es optimista, el trasfondo no deja de ser alarmante: la basura está por todos lados.

El indestructible

Los avances en materias relacionadas con la cotidianeidad de las personas, son cada vez más y existen en ámbitos diversos. Es el caso de los plásticos, que han hecho la vida más sencilla, más agradable y más limpia. Pero, esto causa que se encuentre plástico en cualquier lugar, de una u otra forma: envases, ropa, edificios, automóviles, dispositivos médicos, muebles, etc. A través de materias primas como el carbón, el petróleo o la celulosa, se obtiene este material sintético, que actualmente tiene múltiples usos debido a su versatilidad y la característica que lleva su propio nombre: que se puede moldear.
El plástico tiene propiedades aislantes y resistencia a la corrosión de otras sustancias, esto lo convirtió en el material favorito para usar en todo lo necesario para la vida moderna. Además, tiene un costo de producción muy bajo, lo que permite que se adapte a las necesidades y desafíos que encontró a su paso.
Este material fue pensado para que dure muchos años. Por eso, a pesar de estar hecho a partir de materias primas, la naturaleza no puede asimilarlo con facilidad. La única forma de aprovechar el plástico ya usado es a través del reciclaje, es decir, fundir de nuevo el material y usarlo como materia prima en otros elementos.

¿Planeta o Plástico?

National Geographic lanzó una nueva campaña que busca dar un paso hacia delante en pro de la sostenibilidad. La empresa fomentó desde su propio producto: eliminaron el plástico del sobre que contiene la revista que llega mensualmente a los suscriptores y lo sustituyeron por uno de papel reciclado. Esta iniciativa coincidió con la publicación en el número de junio del artículo especial "Un Mar de Plástico", un extenso informe sobre la contaminación y cómo esta afecta a diferentes organismos vivos.
Los directores de la empresa expusieron esta idea como "un granito de arena" y, también, invitaron a la sociedad a sumarse a esta movida contra la contaminación generada por los residuos plásticos. La gente puede participar con opiniones, ideas y ejemplos, a través de las redes sociales con el hashtag #planetaoplastico y por correo electrónico a planetaoplastico@nationalgeographic.com.
En el marco de "Planeta o Plástico", Nat Geo emprende otra batalla para generar conciencia sobre la crisis de este tipo de desechos. La campaña se llama "Sin Sorbete" y la consigna es que "si es malo para el planeta, es malo para vos". Muchos famosos argentinos se sumaron a esta iniciativa y la hicieron viral en sus redes sociales.
Los sorbetes representan una parte muy importante de las 8 millones de toneladas de desechos que ingresan en los océanos cada año. Además, este pequeño tubo es innecesario para el consumo de bebidas, por lo cual no es imprescindible para la utilización a diario. ©

Asumiendo Responsabilidades

El informe "Solución a la Contaminación por Plásticos: Asumiendo Responsabilidades", publicado por la World Wildlife Fund-US, advierte sobre la crisis mundial de contaminación por plásticos. Además, concluyó que actualmente la responsabilidad para reducir los plásticos recae principalmente en los consumidores.
Cinco cifras que reveló el informe sobre la contaminación por residuos plásticos:
- Se desperdicia el 75% de todo el
plástico que se produce.
- Se calcula que 8 millones de toneladas de residuos de plástico llegan a los mares del mundo cada año.
- Existen registros de más de 270 especies
que han quedado enredadas, y más de 240 especies que han ingerido plásticos a través
de alimentos y agua.
- Se espera que la totalidad de emisiones de
CO2 que resultan del ciclo de vida del plástico
aumente en los próximos años un 50.
- 104 millones de toneladas métricas adicionales
de plástico contaminarán nuestros ecosistemas
para el 2030 si no se genera un cambio drástico
en cómo se aborda este problema.


TXT: Grupo Editorial Metro . FOTOS: Web

 

MAS FOTOS